buscar noticiasbuscar noticias

Tenía feminicida de Edomex historial sin delitos

El perfil de Andrés Mendoza es el de un hombre que vivía solo, sin familiares cercanos y sin antecedentes penales

Estado de México, México.- Aunque la Fiscalía General de Justicia del Estado de México no ha podido establecer si existe un patrón en las víctimas del feminicidio serial de Atizapán, 

Dilcya García, Fiscal Central para la Atención de los Delitos Vinculados a la Violencia de Género, detalló en entrevista con REFORMA, que como parte de la investigación, se consultó si Mendoza contaba con algún antecedente penal en el Estado de México, pero no existió registro previo.

Tenía feminicida de Edomex historial sin delitos

Te puede interesar....
te-puede-interesar
Excavan en predio de feminicida serial

Tras su detención, tampoco se han apersonado familiares cercanos para visitarlo y estar enterados sobre el caso y la situación legal del sujeto.

"Hasta este momento de que si pudiera estarlo alguien ayudando, nosotros no tenemos el antecedente o el indicio que nos pudiera decir que este sujeto estuviera trabajando más para realizar estas cosas", dijo Dilcya García.

"Pero además, el comportamiento de estas personas que hacen esto, no es trabajar con alguien más, generalmente lo hacen en solitario o con alguien que pudiese perder la vida igual, porque representa un testimonio más".

Según esta información, sobre los indicios preliminares, la Fiscalía indaga dos casos de mujeres desaparecidas que coinciden con los nombres de la lista que el sujeto realizó sobre sus víctimas, una de ellas desaparecida en 2016 y la otra reportada en 2019.

"Encontramos que es posible que tengamos algunas víctimas relacionadas con dos carpetas de desaparición y que probablemente haya en otras entidades federativas.

"En este momento no lo sabemos, pero estamos haciendo una búsqueda concienzuda de cada uno de los nombres de esta lista, a contraluz de los registros de desaparición ", dijo la Fiscal.

En el lugar fueron encontrados casetes con videograbaciones, al parecer de algunas de las víctimas -sin embargo las autoridades no abundaron al respecto-, identificaciones oficiales, ropa, zapatos, bolsas de mujer, libretas con nombres, maquillaje y accesorios de bisutería, así como varios teléfonos celulares, algunos de modelo antiguo.


DEJA TU COMENTARIO
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD