buscar noticiasbuscar noticias

...Y la Iglesia reclama a alcaldes: no rivalidades

Exhorta obispo a los nuevos ediles ponerse a trabajar y cumplir con los compromisos de campaña

Con el ingreso de los nuevos alcaldes en la frontera de Tamaulipas, así como en el interior del estado, el obispo de la Diócesis de Matamoros, Eugenio Andrés Lira Rugarcía ha hecho un exhorto a las y los próximos ediles para dejar atrás cualquier rivalidad política

Al considerar que es momento de ponerse a trabajar en sus propuestas. "Se debe hacer un ejercicio de reflexión en ese sentido para que los nuevos funcionarios ya no estén pensando en competencia, sino en brindar resultados a la gente que les dio su voto, que decidió sobre ellos, sabemos que tienen promesas que que cumplir, así que cada uno desde lo particular sabrá como iniciar, pero sin generar conflictos".

...Y la Iglesia reclama a alcaldes: no rivalidades

Hay que entender que la etapa de campañas ya pasó, que ahora el gobernar es un ejercicio para todos... viene el período de evaluar, de exigir, de cumplir todas las promesas". Eugenio Lira, Obispo de la Diócesis

Al considerar que es momento de ponerse a trabajar en sus propuestas. "Se debe hacer un ejercicio de reflexión en ese sentido para que los nuevos funcionarios ya no estén pensando en competencia, sino en brindar resultados a la gente que les dio su voto, que decidió sobre ellos, sabemos que tienen promesas que que cumplir, así que cada uno desde lo particular sabrá como iniciar, pero sin generar conflictos".

A partir del primero de octubre se hará la transición de poderes municipales, incluyendo a los síndicos, secretarios, directores y regidores, por lo que insistió en lo importante que es trabajar de forma conjunta con el estado y la federación. 

Pero en el caso de la franja fronteriza, reconoció que el reto será mayor con la prevalencia de problemas de seguridad, migración y la crisis por el Covid-19. 

"Lo que necesitamos es unirnos, sociedad y autoridades para juntos salir adelante, van a enfrentar retos, sí, pero también oportunidades, ahí estará la diferencia, en no ver lo malo como algo que no puede mejorarse, sino en cómo tomar eso para generar un impacto positivo entre la ciudadanía, crear una oportunidad, además por supuesto de hacer las gestiones necesarias, trabajar coordinados", urgió el obispo.

Los primeros 100 días de las próximas gestiones serán decisivos para que la ciudadanía evalué los resultados, y el cumplimiento en sus promesas de campaña. 

Por ello, Lira Rugarcía, puntualizó: "Hay que entender que la etapa de campañas ya paso, que ahora el gobernar es un ejercicio para todos, sin hacer distinciones, viene el periodo de evaluar, de exigir, de cumplir todas las promesas". 


DEJA TU COMENTARIO
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD