Noticias

Viven orquídeas guerra interna

La curiosa forma de las orquídeas está determinada por una lucha interna entre dos grupos rivales de proteínas, revela un estudio presentado en la revista Nature Plants.

  • Por: Agencia Reforma
  • 27 / Abril / 2015 - 07:20 p.m.
  • COMPARTIR
Viven orquídeas guerra interna

En estas plantas predomina un sistema de competencia entre dos complejos de proteínas que tienen homólogos para determinar la formación de la cantidad de pétalos normales. Foto: Cortesía Chang-Hsien Yang

Chang-Hsien Yang, investigador de la Universidad Nacional Chung Hsing, explica que sólo en el grupo de orquídeas Asparagales, hay más de 20 mil especies con aproximadamente 880 géneros diferentes.

Independientemente de sus pétalos normales, en su mayoría, las flores de las orquídeas tienen un pétalo modificado grande e irregular, llamado labio, el cual atrae a los insectos polinizadores y les sirven como una plataforma. Sin embargo, los patrones de control genético que llevan a esta curiosa estructura son desconocidos.

Para el trabajo, Yang y sus colegas no revisaron todo el genoma de la planta. Se concentraron en aquellos segmentos que están relacionados con la forma y el tamaño.

Al realizar el análisis, se percataron que en estas plantas predomina un sistema de competencia entre dos complejos de proteínas que tienen homólogos para determinar la formación de la cantidad de pétalos normales, así como el ancho o largo de su labio.

Es decir, entre más predomine una u otra de estas proteínas más variará la forma de la orquídea. Por ejemplo, si tiene muchos pétalos similares quiere decir que una proteína llamada AGL6 es la "ganadora" en la planta, mientras que si la flor posee un labio más grueso o llamativo, la "lucha" es liderada por una proteína llamada AP3.

Como parte del trabajo, los especialistas revisaron genéticamente a un grupo de estas plantas en invernadero para conocer el patrón de expresión de sus proteínas.

Adicionalmente, mediante el uso de virus, silenciaron en algunos casos los genes relacionados con AGL6 y AP3 para correlacionar los datos y revisar los cambios en su código genético.

El resultado, indica el investigador, es que mientras más predomina una de estas proteínas mayores serán las diferencias entre las plantas, ya sea con labios grandes o pétalos normales predominantes.

Con estos resultados, los especialistas ya se han planteado la tarea de realizar un segundo estudio que les permita analizar más variedades de plantas para saber si estas proteínas reinan en las variaciones de todas las orquídeas o sólo las del orden Asparagales.


DEJA TU COMENTARIO
EL MAÑANA RECOMIENDA