Reynosa

Transitan entre baches y huecos

Superficie lunar. Vecinos y automovilistas se quejan de las malas condiciones de la Zona Centro

  • Por: Viviana Cervantes
  • 25 / Agosto / 2018 -
  • COMPARTIR
Transitan entre baches y huecos

Intervención. La obra se realizó a media calle, generando mayores conflictos.

Vecinos de la colonia Ferrocarril en la Zona Centro se quejan de las malas condiciones de calles como Aldama, Palafox, Allende y Nicolás Bravo que fueron intervenidas hace un par de meses para renovar el sistema hidráulico.

Y es que aún sin concluir las obras, el personal se retiró dejando huecos, baches y material que genera peligro para peatones y automovilistas.

Juana Arías, habitante del lugar afirmó que su malestar comenzó en junio."Vinieron a abrir la calle porque aquí hubo un caído, las llantas de un carro quebraron las tuberías ya viejas, para repararlo fue que se hicieron las obras pero desde hace varias semanas no hemos visto a nadie por aquí que esté reparando, estamos batallando con los carros".

Ella se organizó junto con otras vecinas para intentan tapar las anomalías del concreto con botes de tierra, escombro, desperdicios de construcción.

Aunque su esfuerzo de horas, desaparece en cuestión de minutos."Es pesado cargar los baldes para que al pasar vehículos saquen la tierra, pasan despacio pero aún así la tierra se sale, aquí hay vecinos que dejan sus carros en otra cuadra por miedo a dañarlos, no quieren acercarlo, yo también les digo cuando vienen para acá que tengan cuidado".

Transitan entre baches y huecos

Al descubierto varias varillas sobre la calle Aldama.

Por la colonia transitan autos particulares, transporte público, motociclistas y carretoneros, todos sufren del mismo mal.

También existen comerciantes como Suzuki quien tiene una estética justo enfrente de un hueco superior a los 40 centímetros, lo que ha provocado que varios de sus clientes cancelen citas. "Se han ido por que tienen miedo a pasar, piensan que se van a hundir, de hecho aquí con las lluvias pasadas se puso horrible, todo era lodo, era intransitable y duramos mucho tiempo en el que ni el carro podíamos dejar".

Su molestia es compartida por José quien tiene un negocio de abarrotes en una de las esquinas donde se han dejado varillas descubiertas ."Hemos hablado muchas veces para pedir la atención de la calle, ahorita no se puede pasar por ningún lado sin que tengamos miedo de caer a un bache, de llevarnos la suspensión".


DEJA TU COMENTARIO
EL MAÑANA RECOMIENDA