buscar noticiasbuscar noticias

¿Cómo podemos salvar la vida en la Tierra?

El escritor Jostein Gaarder presenta un libro para que las nuevas generaciones encuentren la respuesta de como ayudar al plante

Jostein Gaarder publicó El mundo de Sofía hace 30 años y lo que consiguió fue fascinar al mundo entero. Aquel libro multiplicó ventas y traducciones a decenas de idiomas con un hilo tremendamente sencillo: explicar a una niña de forma didáctica, cercana y familiar la vida, la filosofía y la existencia a partir de preguntas simples, las que todos podemos hacernos desde la cuna.

¿Cómo podemos salvar la vida en la Tierra?

El best seller se reproduce hoy en forma de novela gráfica y además acaba de publicar otro libro, Somos nosotros los que estamos aquí ahora (Siruela, como los anteriores), una especie de memoria de sus propias preguntas y respuestas que dirige ahora a sus seis nietos para que las respondan dentro de unas décadas, cuando alcancen su edad.

Es tan simple lo que se plantea que, como hace treinta años, sorprende la dimensión que adquieren sus respuestas.

Cuando de niño se debatía entre observar una hormiga o al hormiguero entero (¿a quién no le ha ocurrido algo así?) llegaba la siguiente duda: ¿somos los humanos como hormigas que parecemos independientes en nuestro movimiento, pero que estamos unidas por unos hilos invisibles?

Cuando vio Encuentros en la tercera fase, la comezón que le entró fue: ¿y si el extraterrestre soy yo mismo? Al asistir a la magia que practicaba su abuelo cuando le sacaba de la nada una moneda siempre quedaba la inquietud: ¿ha hecho magia? ¿Y por qué solo los domingos y no todos los días? Cuando vio la imagen de la Tierra que los astronautas pudieron tomar desde la Luna empezó el eco de lo que hoy es su reflexión: ¿acaso no nació allí el icono del movimiento ecologista?, ¿la preocupación por el planeta?

ENTREVISTA

Porque si algo marca el nuevo libro es la sostenibilidad. El medio ambiente. Justamente lo que le faltó en El mundo de Sofía.

? ¿30 años después, cree que hay nuevas preguntas filosóficas que hoy habría introducido en su libro?

? Sí, absolutamente. Hoy lo habría escrito de forma completamente diferente. Lo primero es que me entristeció mucho descubrir que no había metido nada sobre el clima y el medio ambiente. Y la pregunta filosófica más importante hoy es cómo podemos salvar la vida en la Tierra. ¡Y eso no estaba ni siquiera mencionada en mi libro! Sofía hoy sería una activista medioambiental.

Gaarder es admirador de Greta Thunberg, la adolescente sueca que puso el discurso medioambiental en la agenda con su militancia sencilla y rotunda.

"Una persona como ella ha tenido un impacto real en el mundo, se ha dirigido a los Estados, a la ONU, está despertando a mucha gente a la comprensión de la grave situación climática".

Pregunta. Su libro tiene más preguntas que respuestas. ¿De cuáles aprendemos más?

Respuesta. A menudo puedes aprender más de las preguntas que de las respuestas, porque las preguntas te llevan hacia adelante en la medida en que estás buscando la respuesta por ti mismo. A mis nietos les pregunto cómo será el mundo al final del siglo XXI, algo que yo no sé, ni ellos tampoco. Solo lo sabrán en el futuro. Pero mientras nos lo preguntamos, de algún modo le estamos dando forma.

P. ¿Cree que la sociedad se hace suficientes preguntas o tiene demasiadas certezas?

R. Los humanos estamos demasiado seguros. Deberíamos ser un poco más humildes y formular preguntas antes de responderlas. Pienso en el clima, la pérdida de hábitats, la guerra de Ucrania... no sabemos gran cosa sobre nuestro futuro como no sabíamos nada de la guerra de Ucrania hace dos años. Pero haciendo las preguntas, nos acercamos a la comprensión. La historia está llena de ejemplos de cómo las certezas fallan y de cómo detrás de los cambios políticos y la ciencia hay preguntas. Einstein se hizo muchas preguntas hasta encontrar las respuestas así que, definitivamente, sí, lo más importante son las preguntas.

P. Si unos seres respondieran al fin a las señales enviadas por radio al espacio. ¿Qué les preguntaría?

R. Les preguntaría lo mismo que me pregunto a mí mismo: ¿Qué es el universo? ¿Sabéis algo más que nosotros? ¿Qué fue el Big Bang? Tal vez también podemos contarles nosotros lo que sabemos. Me encantaría entrar en contacto con otra civilización en el espacio porque estamos solos, esto es demasiado precioso y somos demasiado vulnerables en este diminuto planeta y en una civilización que podría desaparecer. Sería estupendo tener una ayuda en el universo.

"Aquí en la Tierra solo necesitamos dos para reproducirnos. Tal vez en otros lugares del universo necesitan tres o cuatro sexos para tener descendencia. Y tal vez eso sería mejor"

También les preguntaría, cuenta Gaarder, "cómo son sus familias y cuántos sexos tienen".

"Aquí en la Tierra solo necesitamos dos para reproducirnos. Tal vez en otros lugares del universo necesitan tres o cuatro sexos para tener descendencia. Y tal vez eso sería mejor".

Lo que tiene claro es que, vengan de donde vengan, los principios de la evolución serán válidos en todo el universo. "Y que tener ojos para ver y oídos para oír sería una ventaja en cualquier planeta".



DEJA TU COMENTARIO
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD