buscar noticiasbuscar noticias

Se mancha el Súper Tazón

Tras polémica con balones de Patriotas, Brad Johnson confiesa ‘trabajito’ en el SB XXXVII 2002

Los Patriotas no serían los primeros en haber alterado los balones de juego para un partido importante... si la NFL les puede probar que lo hicieron.

Brad Johnson, exmariscal de campo de los Bucaneros, reveló haber pagado 7 mil 500 dólares a los dos muchachos que administraron los ovoides en el Súper Tazón XXXVII de 2002, en San Diego, para que los rasparan y les desgastaran la piel antes del partido.

TRAMPA. Investiga NFL si Patriotas usó balones desinflados contra Potros. Se mancha el Súper Tazón

Johnson lanzó dos pases para anotación en el triunfo 48-21 de Tampa Bay sobre Oakland, pero fue la defensiva de los Bucaneros la que en realidad dominó el partido con cinco intercepciones, tres de ellas devueltas para touchdown.

El retirado pasador recordó que la NFL tenía alrededor de 100 balones listos para el partido, nuevos, relucientes, resbalosos y bajo la custodia de la liga.

Tanto Johnson como el mariscal de campo de los Raiders, Rich Gannon, estaban preocupados por no tener buen agarre del balón.

“Rich y yo lo platicamos. Los balones necesitaban ‘trabajo’”, recordó Johnson. “En anteriores Súper Tazones escuchabas a Troy Aikman, John Elway, Steve Young y Phil Simms quejarse de lo resbalosos que estaban.

“Básicamente acordamos que, si alguno de los dos podía hacer algo, lo haríamos”, añadió.

Johnson recordó que en esos días se le acercó alguien que le aseguró que podía “trabajar” los balones y el trato se cerró.



DEJA TU COMENTARIO
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD