Reynosa

Piden tratar acné con medicina

Remedios caseros pueden agravar el problema, dicen especialistas de la piel

  • Por: Blanca I. Zumaya E.
  • 03 / Septiembre / 2018 -
  • COMPARTIR
Piden tratar acné con medicina

El acné es la enfermedad dermatológica de la piel más frecuente que se manifiesta en la mayoría de las ocasiones a partir de los 12 años de edad y que requiere tratamiento médico y no remedios caseros.

El dermatólogo del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) adscrito al Hospital general de Zona (HGZ) número 15 en Reynosa, doctor Pedro Martínez Amador refirió que el acné empieza a presentarse principalmente en la etapa de la adolescencia y desaparece alrededor de los 25 años.

El especialista indicó que la mayoría de los adolescentes sufren acné y en muchos de los casos es leve, auto limitado y se controla con medidas sencillas y sin dejar marcas o cicatrices.

Dijo que cuando las personas desarrollan acné severo, que es aquel donde pueden desarrollar secuelas, es necesario un tratamiento dermatológico especifico e individual.

El experto aseguró que el acné se presenta por la obstrucción del poro, lo que desencadena un comedón también conocido popularmente como espinilla o barro y puede ser cerrado, de cabeza blanca, permanecer debajo de la piel y crear pequeñas protuberancias, y los abiertos de cabeza negra.

"Las hormonas andrógenas juegan un papel importante para que se produzca la mayor cantidad de sebo o grasa, esta seborrea se identifica fácilmente por el aspecto oleoso y brillante de la piel, especialmente de la cara y cuero cabelludo volviéndolo graso y con caspa", dijo.

Agregó que la bacteria conocida como Propionibacterium acnés vive frecuentemente en los folículos de la cara y tronco, pero cuando el poro se obstruye y hay abundancia de sebo se multiplica y se convierte en "agresiva", provocando la aparición de acné.

Señaló que la inflamación que resulta de la interacción de los tres elementos mencionados provoca la formación de un grano doloroso y en ocasiones, con pus, que persisten durante un tiempo prolongado y dejan en ocasiones cicatrices permanentes.

Otros factores que pueden influir en la severidad del acné son la herencia y los trastornos hormonales, en el caso de la mujeres, se debe tener precaución con los cosméticos, porque algunos pueden empeorar las lesiones.

Destaco la importancia de considerar  el impacto que tiene el acné por la aparición de granos, barros o espinillas en el aspecto psicológico y social, por lo que recomendó atender esta enfermedad oportunamente, ya que "tiene repercusión sobre la apariencia y la autoestima de quienes la padecen".

Finalmente indicó que en consecuencia,  no  se debe recurrir a remedios caseros, jabones, cremas, exfoliantes, esponjas y lociones astringentes por mencionar algunos, puesto  que el tratamiento debe ser personalizado, para no poner en riesgo la piel y la salud en general.

Medidas preventivas

Consejos pueden ayudarte a reducir la cantidad y la gravedad de las erupciones:

>El acné es en parte genética, si otras personas de tu familia tuvieron (o tienen), es probable que tu también lo tengas.

>Lavar la piel es esencial (ya que ayuda a quitar el exceso de grasitud de la superficie y las células de la piel muertas que pueden bloquear los poros), pero la limpieza excesiva puede causar daños como resecar la piel o irritar el acné existente.

>Recuerda lavarte después de hacer ejercicio para evitar que el sudor bloquee los poros y empeore el acné. Si trabajas en lugares donde hay alimentos grasosos o aceite, o si has sudado debido al calor o porque has estado trabajando duro, lávate la cara y otras áreas propensas al acné tan pronto como sea posible.

>Si usas productos para la piel como lociones o maquillaje, busca aquellos que sean no comedogénicos o no acnegénicos, es decir, aquellos que no bloquean los poros.

¿Qué sucede con los granos que ya tienes?

Por más que resulte tentador, reventar o apretar los granos no es la solución del problema. De hecho, esto puede diseminar el material infectado y el pus en el resto de la piel, causar más hinchazón y enrojecimiento (y esto no es lo que buscas justo antes de una cita), e incluso dejar cicatrices permanentes.

Si estás tomando un medicamento recetado contra el acné, debes terminar el tratamiento aun si tu piel mejora, a menos que el dermatólogo indique que puedes abandonarlo. Si abandonas el tratamiento prematuramente, existe la posibilidad de que tu piel vuelva a llenarse de granos.

Una alimentación nutritiva puede ayudarte a estar saludable, y tu piel se beneficiará de la incorporación de vitaminas y minerales. 




DEJA TU COMENTARIO
EL MAÑANA RECOMIENDA