buscar noticiasbuscar noticias

La biometría facial detecta impostores

Los agentes descubrieron, con la ayuda de ese proceso simplificado, a una mexicana con una tarjeta de residente legal de los Estados Unidos

La instalación del equipo de biometría facial en los puertos de entrada desde Brownsville a El Paso, está ofreciendo buenos resultados para los oficiales de Aduana.

Funcionarios de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP) anunciaron en fecha reciente la implementación de un proceso de reconocimiento facial en el Puente Internacional Anzaldúas que examinará a los viajeros que ingresan al país.

Los agentes de la Aduana Fronteriza, de Operaciones de Campo, descubren a personas con documentos falsos.La biometría facial detecta impostores

El proceso, denominado Simplified Arrival (llegada simplificada), utiliza biometría facial para automatizar las verificaciones manuales de documentos que ya se requieren para la admisión a los Estados Unidos.

Agentes destacamentados en el Puerto de Entrada de Laredo, identificaron a una viajera mexicana como una impostora de una tarjeta de residente permanente legal de los Estados Unidos con la ayuda de tecnología de comparación facial.

“Los oficiales de CBP emplean una combinación efectiva de su experiencia en el cumplimiento de la ley junto con la tecnología de comparación facial biométrica para detectar a los viajeros que supuestamente intentan ingresar ilegalmente a los Estados Unidos en nuestros puentes internacionales”, dijo Alberto Flores, director del puerto de Entrada de Laredo.

La aprehensión ocurrió el lunes 20 de septiembre en el Puente Gateway to the Americas. Un oficial de CBP que procesaba a los peatones que llegaban de México, refirió a una mujer para una inspección secundaria después de que presentó una tarjeta de residente permanente legal de los Estados Unidos como propia. La tecnología de comparación facial biométrica de CBP reveló una discrepancia entre el viajero y el verdadero portador del documento.

Los oficiales de CBP descubrieron que la mujer era ciudadana de México, sin documentos válidos para ingresar a los Estados Unidos. Las autoridades determinaron que la mujer era una impostora por supuestamente intentar usar un documento de viaje genuino que se emitió legalmente a otra persona para ingresar ilegalmente a los Estados Unidos. 

El personal aduanal confiscó el documento y arrestó a la mujer por presunta violación de la ley federal de inmigración. Ella enfrenta una posible expulsión acelerada de los Estados Unidos tras la adjudicación final de su caso.

IMPOSTORAS

EVITAN INGRESO de 900 PERSONAS

Desde septiembre de 2018, CBP ha aprovechado la biometría facial para evitar que más de 900 impostores ingresen ilegalmente a los Estados Unidos mediante el uso de documentos de viaje genuinos que se emitieron a otras personas.

La misión de seguridad fronteriza de CBP está dirigida en los puertos de entrada por oficiales de CBP de la Oficina de Operaciones de Campo. 


DEJA TU COMENTARIO
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD