Escena

Hecho le recuerda la guerra

Arnold Schwarzenegger compara el asalto al Capitolio con la Alemania Nazi

  • Por: SUN
  • 12 / Enero / 2021 -
  • COMPARTIR
Hecho le recuerda la guerra

Ciudad de México.

El actor y exgobernador de California, Arnold Schwarzenegger, publicó este domingo un video muy personal en el que comparó lo que ocurrió en el Capitolio en Washington la semana pasada, con el surgimiento de la alemania Nazi. El político contó su experiencia personal con las víctimas de la guerra: hombres que quedaban con secuelas físicas y emocionales de por vida, y que terminaban dañando también a sus familias.

En el video aparece él sentado muy cerca de la cámara y detrás una bandera de Estados Unidos del lado izquierdo y la bandera de California del lado derecho. Sus primeras palabras son:

"Como un inmigrante en este país, quisiera decir algunas palabras a mis compañeros americanos y a nuestros amigos alrededor del mundo, sobre los recientes eventos. 

Crecí en Austria, soy muy consciente de la Kristallnacht, o de la noche de los cristales rotos, fue una noche de alboroto en contra de los judíos, ocurrida en la noche de 1938, por el quivalente nazi de los Chicos Orgullosos", y continúa.

"El miércoles fue el día de los cristales rotos justo aquí en EU. Los cristales rotos fueron en las ventanas del Capitolio de Estados Unidos, pero la turba no sólo destrozó los cristales del capitolio, también destrozaron las ideas que habíamos dado por sentado, ellos no sólo rompieron las puertas que han albergado la democracia americana. Ellos pisotearon los principios en los que nuestro país fue fundado".

MALVADO RÉGIMEN

Poco después narra su experiencia personal con su padre.

"Yo crecí en las ruinas de un país que sufrió la pérdida de su democracia, nací en 1947, dos años después de la Segunda Guerra Mundial. 

 Al crecer, estuve rodeado de hombres rotos que bebían la culpa por su participación en el más malvado régimen en la historia. 

No todos eran antisemitas rabiosos o nazis, muchos simplemente fueron paso a paso por el camino, eran la gente de la puerta de al lado. 

Nunca he compartido esto tan públicamente porque son recuerdos muy dolorosos, pero mi padre podía llegar a casa tomado una o dos veces a la semana y podía gritar y golpearnos y espantar a mi madre. 

 No lo hice totalmente responsable porque el vecino estaba haciendo exactamente lo mismo a su familia y también el otro vecino, lo vi con mis propios ojos y lo escuché con mis propios oídos. 

DEJA TU COMENTARIO
EL MAÑANA RECOMIENDA