buscar noticiasbuscar noticias

Estadunidenses no se quieren vacunar

Por ´creencias religiosas´ o por su ´Estilo de vida´, se niegan a inmunizarse; prefieren perder sus trabajos

Ciudad de México

Resistencia. Un centro de vacunación con poca asistencia.Estadunidenses no se quieren vacunar

En días pasados, el presidente de Estados Unidos emitió un ultimátum a los norteamericanos: "vacúnense contra covid-19 o pierdan su trabajo". Muchos lo perdieron y salieron a las calles a protestar.

Argumentaron que no se inocularon por "creencias religiosas", por afectar sus "derechos soberanos sobre sus cuerpos", "van en contra de su estilo de vida", "porque no usan productos sintéticos", porque es "un ataque personal", entre otros, además de las teorías conspirativas, indicó BBC Mundo.

Señaló que, próximamente, Biden emitirá un mandato que requiere a todos los trabajadores de la salud a vacunarse y pide a todos los estados que exijan lo mismo a los profesores.

El 10 de octubre, en Concord, New Hampshire, Nueva Inglaterra, se reportó una gran protesta antivacunas con personas vistiendo ropa de hospital. Eran personal médico.

Al ser cuestionada sobre su presencia en la manifestación, la enfermera Leah Cushman dijo que porque no se iba a vacunar y estaba dispuesta a perder su empleo.

"Mis creencias son religiosas. El creador me dotó de un sistema inmunológico que me protege y si me enfermo, es un acto de Dios. No tomaría un medicamento que afecte al sistema inmunológico", le dijo al periodista Aleem Maqbool, autor de la nota.

Para ella, "no hay conflicto" entre creencias religiosas y su labor como enfermera de cuidar la salud de la población.

Por el contrario, sostuvo que su problema es que las vacunas son "experimentales", pese a que la aplicada a los estadunidenses, la Pfizer, cuenta con la aprobación de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés).

Corroboran la eficacia

Existe la evidencia suficiente para corroborar la eficacia y la seguridad del biológico, pero eso no es suficiente para representante estatal del Partido Republicano

- Pese a todo, ella consideró que también su postura es en defensa de los "derechos soberanos" de los profesionales de la salud sobre sus cuerpos y, por eso, ella ya lo decidió: "No se pone ninguna vacuna"

- Para el director Ejecutivo del Upper Connecticut Valley Hospital, Scott Colby, comentó que ha perdido parte del personal médico por este mandato, pues la posición de los encargados de velar por la salud de la población se ha basado, además en cuestiones medicinales o religiosas, en argumentos políticos

- Señaló que esta actitud sucede en un momento en que el virus es más activo por la variante delta y se han acumulado procedimientos por casos no relacionados con Covid-19


DEJA TU COMENTARIO
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD