buscar noticiasbuscar noticias

En Michoacán no hay autodefensas, "son delincuentes disfrazados": Aureoles

Aureoles Conejo indicó que en la región de Zitácuaro se implementó una nueva estrategia de seguridad porque aumentaron los homicidios

MORELIA, Mich. (apro).-  El gobernador Silvano Aureoles Conejo negó la existencia de autodefensas en Michoacán, y aseguró que se trata de delincuentes disfrazados.

“Son delincuentes disfrazados que utilizan esta figura para salir armados, poner barricadas en los municipios y defenderse de los grupos criminales contrarios, con los cuales se disputan el control del territorio para la venta de drogas”, apuntó en conferencia de prensa.

En Michoacán no hay autodefensas, son delincuentes disfrazados: Aureoles

En fotos y videos subidos a redes sociales se observan, las 24 horas del día, puestos de control con hombres que visten playeras blancas con la leyenda “autodefensas”, como en el caso de Buena Vista Tomatlán, o en Tancítaro, donde hay puestos de revisión, o Ario de Rosales, Tacámbaro y Puruarán, lugares donde los aguacateros pagan a las autodefensas para evitar la entrada de la delincuencia organizada. Pero el gobernador dice que no son tales.

Según el mandatario estatal, grupos criminales que operan en el Estado de México buscan constantemente ingresar a Michoacán, por lo que la frontera entre las entidades es un punto de atención para evitar el surgimiento de civiles armados.

“Una de las zonas de incidencia y de presión es la frontera con el Estado de México, donde opera un grupo que se hace denominar el Cártel de la Familia Michoacana, que controla casi todos los municipios del sur del Estado de México y que permanentemente está en la lógica de meterse a Michoacán, que no lo vamos a permitir, entonces vamos a reforzar todas las medidas, porque lo que está a un lado o que camina paralelo con esto es que luego empiezan con la narrativa de que hay autodefensas, eso es falso”.

Aureoles Conejo indicó que en la región de Zitácuaro se implementó una nueva estrategia de seguridad porque –admitió--, aumentaron los homicidios, y próximamente se aplicará en Zamora y Morelia, focos rojos de inseguridad en el estado.

En ese modelo de coordinación, puntualizó, se establece un único bando de todas las instituciones, con tareas específicas y territorios determinados, que ya empezó a tener éxito y permitió el aseguramiento de armas, vehículos, campamentos y laboratorios.

“Les compartí yo hace algunos días el modelo para el caso de Zitácuaro, que se nos estaba disparando terriblemente el número de homicidios, asesinatos, vinculados con la delincuencia organizada. Hemos tenido éxito. Empezamos a fines de agosto, principios de septiembre, y se ha podido, y así lo digo con mucha responsabilidad, se ha podido contener, porque no crean que se acaba eso por la magnitud y la complejidad de las redes establecidas entre los grupos delincuenciales”.

Con este nuevo modelo, abundó, se logró contener la voracidad con la que se estaban enfrentando los grupos criminales por controlar los territorios para la venta de drogas, especialmente droga sintética (cristal) y ahora el fentanilo, “que es más letal todavía”, por lo que la estrategia se extenderá a otras regiones.

“Trasladamos el modelo a Uruapan y ha estado dando resultados. Lo trasladamos la semana pasada a la franja Salvador Escalante, Ario de Rosales, Tacámbaro, Turicato, Villa Madero, toda esta zona serrana de la parte sur del estado, porque ahí se han establecido algunas células delincuenciales que son muy violentas y que han generado mucha inestabilidad”.

Dijo que compartió esta estrategia de coordinación entre instituciones con el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador; el secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval González; el comandante de la XII Región Militar --a la que pertenece Michoacán--, Norberto Cortés Rodríguez, y también con el comandante de la V Región Militar, con sede en Jalisco, por la colindancia con esta entidad y Colima.

“También le pedí al secretario Sandoval poder establecer el mecanismo de coordinación con las zonas militares del Estado de México y Guerrero, porque una de las zonas de incidencia y de presión es la frontera con el Estado de México”, recalcó Aureoles.

Y adelantó que esta misma semana el nuevo modelo de seguridad se instalaría en Zamora, “que es el otro foco no rojo, rojísimo, que necesitamos sacudir”.


DEJA TU COMENTARIO
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD