buscar noticiasbuscar noticias

Barcelona controló al Atlético, avanza a semifinales de Copa

Los de Luis Enrique derrotan al Atlético en el Calderón (2-3) en un partido bronco que abrió Torres en el primer minuto y sentenció Neymar con dos goles

Barcelona/Madrid.- El Barcelona se vistió del Atlético en el Calderón. El cuadro de Luis Enrique doblegó al Atlético (2-3) gracias a la pegada de sus delanteros al contragolpe y a un gol de córner. Las mejores recetas de Simeone que, esta vez, utilizó Luis Enrique para cocinar la eliminatoria y comprar el billete a las semifinales de la Copa del Rey. El partido, frenético e intenso, tuvo peloteras por doquier y el Atlético se quedó con un hombre menos en el túnel de vestidor. El árbitro expulsó a Gabi y no hubo mucha más historia en el partido. Toda ya había pasado en el primer tiempo.

Parpadeó el Barcelona tras pitido inicial y Fernando Torres ya estaba gritando el gol que firmaba las tablas en la eliminatoria. Mascherano buscó con un pelotazo cruzado a Messi en la medular. Pero Sequeira, rápido en la lectura, madrugó al crack argentino y buscó al 19. El Niño, que se agiganta contra el Barça, quebró a Mascherano y con un tiro cruzado marcó el octavo gol de su carrera contra el cuadro catalán. El encuentro se ponía a merced de los muchachos de Simeone. Ritmo frenético que ni se calmó con el empate azulgrana.

El partido inició complicado para los blaugranas, pero después lo controlaron.Barcelona controló al Atlético, avanza a semifinales de Copa

Messi, rejuvenecido en el ala derecha, se sacó de encima a Mario Suárez, encontró a Luis Suárez que, con un toque con la cara externa del pie izquierdo, habilitó a Neymar para que firmara el gol del empate. Conexión de lujo del tridente azulgrana. Todo pasaba rápido en el Calderón. El Barcelona jugaba a lo que quería el Atlético. Ni el empate le dio pausa al Barça. Así, al compás que baila el equipo del Cholo, el Barcelona sufría sin el balón y el Atlético se encendía, pero tenía que marcar dos goles. Hizo el primero. Juanfran chocó con el árbitro pitó penalti. La falta, si existió, era fuera del área. Nada de eso le importó a Raúl García que cambió la pena máxima por gol.

En el Calderón no había manera de tomarse un respiro. El Barcelona se encontró con el empate con un gol en propia puerta de Miranda, tras un saque de esquina de Rakitic. Y antes de que se baje el telón del primer acto, Griezmann remató a portería, sin demasiada suerte para el francés ni para el Atlético porque el balón rebotó en la mano de Jordi Alba. El árbitro, nada. Y el castigo fue peor para los muchachos de Simeone porque en la misma jugada Messi imprimió velocidad a una contra que terminó con el segundo gol de Neymar y el tercero del Barcelona, que dejaba cuesta arriba la eliminatoria para los rojiblancos.

El partido, furioso en el tablero y en el tapete. Hubo rifirrafe de los jugadores antes de salir del campo y también en el túnel de vestidores porque Gabi no volvió a saltar al campo. Gil Manzano lo expulsó y el Atlético, si ya la tenía difícil, con 10 hombres se entregó. Simeone protegió a su equipo con los cambios pensando en la Liga y el Barça, por fin, pudo controlar el partido. No había nada más que decir en el partido. Salvó un lujo de Ter Stegen. Esta vez, con las manos y no con los pies, como mandan los libros del portero. El alemán sacó una mano espectacular para detener un disparo de Cani. Después Mario Sáurez se ganó la segunda amarilla y dejó al Atlético con 9. Ya no importaba. El Barça, con poco, se marchó con mucho del Calderón.



DEJA TU COMENTARIO
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD