México y EU pactan transparencia cambiaria

Estados Unidos y México se comprometerán a mantener la transparencia sobre cómo manejan sus monedas como parte de su acuerdo comercial, una medida que podría establecer un precedente para tratar con las naciones que han manipulado sus tipos de cambio

El pacto con México agregará una cláusula que compromete a los países a la transparencia en asuntos cambiarios, dijo hoy el Secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, en una entrevista con Bloomberg en Washington. Las negociaciones para que Canadá se una al acuerdo comercial se llevarán a cabo esta semana.

La provisión de divisas pretende ser una "señal" para otros países fuera de América del Norte que podrían haber manipulado sus monedas, indicó Guajardo, agregando que habrá un sistema para resolver disputas por cuestiones de tipo de cambio.

"Esto es más o menos para decir: 'Escucha, el nuevo estándar para los tratados internacionales va a estar mirando esto'", señaló.

Guajardo sugirió que las disputas sobre la transparencia de la moneda podrían llevarse a cabo bajo el Capítulo 20 del TLC sobre resolución de disputas Estado a Estado.

No es probable que el lenguaje monetario afecte la formulación de políticas entre los países del TLC, todas las cuales tienen tipos de cambio libremente flotantes. Y los países ya se han comprometido con frecuencia a evitar prácticas cambiarias injustas: en un comunicado de las reuniones del FMI en abril, las naciones dijeron que "se abstendrán de devaluaciones competitivas y no apuntarán a nuestras tasas de cambio con fines competitivos".

Pero un lenguaje más riguroso sobre el tipo de cambio en el acuerdo de México podría dar a Estados Unidos la influencia en las negociaciones comerciales con países como China.

Por otra parte, el Secretario de Comercio, Wilbur Ross, se quejó hoy de la debilidad del peso mexicano, diciendo que contribuye al déficit comercial estadounidense.

"Hubo periodos de varios años durante los cuales, aunque hubo algunas mejoras modestas en el salario mínimo en México en pesos, aún hubo una disminución real en los salarios de los trabajadores mexicanos en términos denominados en dólares", dijo Ross en una entrevista con Bloomberg Television.

"Así que es un problema importante", indicó, y agregó que Estados Unidos no está acusando a México de ser un manipulador de divisas.

No quedó inmediatamente claro cuán restrictivo será el nuevo compromiso monetario. Un lenguaje débilmente vinculante puede frustrar a aquellos que han exigido una redacción más estricta de las monedas en los acuerdos comerciales, incluidos los fabricantes de automóviles de Estados Unidos y algunos legisladores estadounidenses.

Senadores de Estados Unidos, incluidos el republicano Rob Portman y el demócrata Sherrod Brown, presionaron por un fuerte compromiso para evitar la manipulación de divisas en la Asociación Transpacífica, un acuerdo comercial del que el Presidente Donald Trump se retiró antes de que los legisladores lo aprobaran.