Incauta la Aduana vendas para menor. Sufre el pequeño ´piel de mariposa'

Retienen por ocho horas y le decomisan vehículo a la abuela del niño

Miguel Alemán, Tam.- La abuela de un menor de siete años que sufre una seria enfermedad llamada "piel de mariposa" estuvo retenida durante ocho horas en las instalaciones de la Aduana Local, donde los oficiales de comercio exterior le incautaron su automóvil y vendas especiales para el tratamiento del menor, valuadas en unos 70 mil pesos.

Los hechos se registraron la tarde del domingo en el recinto fiscal de esta ciudad, hasta donde llegó la señora Emma Guadalupe Cantú de la Garza, con la intención de poder cruzar dichos implementos médicos para poder atender a su nieto que sufre de esa seria e inusual condición humana en la piel.

La quejosa narró haber sido víctima de abuso por parte de los oficiales de comercio exterior de la aduana local, quienes la mantuvieron retenida e incomunicada desde las 6 de la tarde y hasta las 2 de la madrugada de este lunes, denunciando el viacrucis que vivió durante el transcurso de la mañana de este lunes.

La señora Cantú de la Garza señaló que ella venía procedente de la vecina comunidad de Roma, Texas, a bordo de un vehículo sedán, marca Nissan, tipo Sentra, modelo 2012, en donde traía una considerable cantidad de vendas que son especiales para el tratamiento de su nieto.

Explicó que dichas vendas son especiales para personas con dicha enfermedad, por lo que son muy costosas, pero afortunadamente a ella se les provee el Sistema Médico "Medicare" de EU, pues su nieto es ciudadano americano. 

Extraoficialmente trascendió que el personal de comercio exterior sometió la unidad a revisión y el total de las vendas a una valorización, estimando su costo en unos 70 mil pesos.

Ante esto, tenía que pagar la suma de 20 mil pesos de los impuestos correspondientes, cantidad que la Sra. Cantú de la Garza no traía consigo, por lo que finalmente tuvo que dejar su automóvil en garantía para poder recuperar su libertad. 

La afectada dijo que acudirá ante la Fiscalía de la Federación y otras instancias gubernamentales para denunciar los hechos y solicitar el apoyo e intervención ante la Aduana, donde le decomisaron las vendas que serían de gran utilidad para llevar a cabo el tratamiento del menor.

"Ni por humanidad, mucho menos por caridad, le permitieron cruzar las vendas, ni porque están atravesando por esa difícil situación, además de que tampoco están sobrados de dinero como para andar comprando más", consideró una fuente cercana que también testigo de los hechos.

DESOYEN SÚPLICAS

Trascendió que la abuela del niño afectado solicitó en primera instancia la intervención del Sistema DIF en esta ciudad, por lo que su directora Sra. Emma García y el titular de la Procuraduría de la Defensa del Menor y la Familia, Lic. José Soto Lara, acudieron ante las autoridades aduaneras.

Ambos funcionarios dialogaron con las autoridades fiscales a fin de pedirles la atención, haciéndoles saber también de que se trataba de un caso de una enfermedad muy complicada e inusual, esperando que se compadecieran del pequeño que debe mantener completamente vendado de todo su cuerpo. 

No obstante, ni las súplicas de la abuela, ni la intervención de los funcionarios del Sistema DIF sirvieron de mucho, pues las autoridades aduaneras no emplearon criterio alguno, ni tampoco cambiaron su postura. 

Por su parte, trascendió que la afectada ya se presentó en las oficinas de la PGR, donde interpuso la formal denuncia por abuso de autoridad en contra de los oficiales de comercio exterior de la Aduana Local.