Educan a padres sobre el uso de asientos infantiles

Especialistas mostrarán formas, tamaños y restricciones de ese equipo

Pharr, Tx. 

Septiembre es el mes de la seguridad de niños pasajeros, en el que muchas organizaciones se enfocan en educar a los padres sobre los tamaños y restricciones de los asientos infantiles.

El Departamento de Transporte de Texas dice que la educación es importante para asegurarse que los niños viajen debidamente asegurados. 

Este próximo sábado 8 de septiembre a partir de las 10:00 horas en Sunrise Mall de Brownsville, especialistas de asientos mostrarán las diferentes formas, tamaños y restricciones de los asientos de seguridad, informa Octavio Sáenz, portavoz de TxDOT en el Distrito de Pharr.

Con la activación de la campaña "Sálvame con un asiento", el  Departamento de Transporte de Texas se une a los defensores de la seguridad en todo el estado para recordarles a los padres la importancia de abrochar a sus hijos.

Según la NHTSA, los asientos de seguridad para niños en los automóviles de pasajeros reducen el riesgo de lesiones fatales en un 71 por ciento para los bebés y en un 54 por ciento para los niños pequeños. 

En 2017, 408 menores de 8 años resultaron gravemente heridos y 73 murieron en accidentes de tránsito, y 411 niños de 8 a 12 años resultaron gravemente heridos y otros 30 perdieron la vida en Texas.

La agencia alienta a los padres a inscribirse en un examen gratuito de asiento de seguridad para niños en cualquiera de sus 25 oficinas del distrito. Los padres en el área del Valle del Río Grande pueden llamar al 956-782-2508 para programar una cita.

La ley de Texas requiere que todos los niños menores de ocho años, a menos que sean más altos de 4 pies y 9 pulgadas, estén en un asiento de seguridad cada vez que viajan en un vehículo. Quien no asegure adecuadamente a un niño, puede enfrentar multas de hasta 250 dólares.

Durante la semana de seguridad del pasajero infantil, que comienza el 23 de septiembre, los expertos inspeccionarán, sin costo alguno, asientos en varias localidades del Valle.

EL DATO

> Según la NHTSA, los asientos de seguridad para niños en los automóviles de pasajeros reducen el riesgo de lesiones fatales en un 71 por ciento para los bebés y en un 54 por ciento para los niños pequeños. 

> En 2017, 408 menores de 8 años resultaron gravemente heridos y 73 murieron en accidentes de tránsito, y 411 niños de 8 a 12 años resultaron gravemente heridos y otros 30 perdieron la vida en Texas.