Abre Venezuela el mercado cambiario

Empresarios podrán traer divisas.Apertura tras más de 15 años de controles de la moneda

Caracas, Venezuela

El gobierno venezolano declaró la libre convertibilidad de la moneda nacional y autorizó a los bancos comprar y vender divisas, lo que formaliza la apertura del mercado cambiario después de más de 15 años de controles.

El ministro de Economía y Finanzas, Simón Zerpa, informó que la decisión incluye la autorización de menudeo de divisas, lo que complementa las operaciones con remeses externas a través de casas de cambio.

Zerpa señaló que el nuevo esquema cambiario declara la libre convertibilidad de la moneda en todo el país.

Agregó que el Banco Central de Venezuela (BCV) centralizará la compra y venta de divisas producto de la exportación de las empresas públicas como la petrolera estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA), que produce el 96 por ciento de las divisas del país.

"Las transacciones del menudeo que estaban siendo reservadas exclusivamente para las casas de cambio, ahora pasan también a la banca pública y privada", señaló en una rueda de prensa.

Indicó que estas transacciones permitirán a la población venezolana vender y comprar divisas para el menudeo, con las cuales atender sus "necesidades personales".

Agregó que el esquema cambiario eliminará todos los convenios cambiarios anteriores, relacionados con controles sobre las operaciones con divisas.

En adelante, los empresarios podrán traer divisas para la inversión en Venezuela, para lo cual "estamos dando todas las condiciones y las reglas de juego están claras".

Indicó que con estas medidas las transacciones en el mercado negro estarán trabajando en la "sombra", y enfrentan "un gran riesgo financiero y legal".

"El nuevo sistema cambiario de Venezuela es abierto, es transparente y está diseñado para el desarrollo de la economía, de las empresas privadas y para las personas naturales que decidan tener acceso a divisas", indicó.

Asimismo, Zerpa explicó que la tasa de cambio oficial fue fijada en 61.30 bolívares por dólar, con la cual comenzarán a funcionar las operaciones con divisas libres.

Las medidas también permitirán la apertura de cuentas bancarias en monedas extranjeras, que podrán ser abiertas en los bancos.